El Contribuyente
Síguenos
empty

Las letras pequeñas de los seguros

¿Con el sismo te dieron ganas de contratar un seguro? Toma en cuenta las siguientes recomendaciones.




22 septiembre, 2017

Las aseguradoras dicen que la falta de un seguro puede generar la quiebra de una empresa, detener su funcionamiento o transformarla, pero la contratación de un seguro no siempre garantiza la reparación de los daños, por una cobertura insuficiente o por falta de transparencia de las aseguradoras.



Es muy importante que los empresarios cuenten con una protección para todo este tipo de eventualidades, considera Luis Álvarez Marcen, director de Autos y Daños de la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS).



“Porque pueden perder el 100 por ciento de su patrimonio en cuestión de segundos en un sismo, o en cuestión de horas con un huracán o una inundación, pero con una póliza pueden recuperar parte importante del patrimonio y volver a echar a andar el negocio”, dice el actuario.



El sismo del 19 de septiembre causó el colapso o derrumbe total en alrededor de 38 inmuebles de la capital del país, según el Jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera. Además, casi 800  ingenieros y arquitectos verificarán 1,234 sitios. Ante esta situación, muchos empresarios deben estar analizando la idea de contratar un seguro -en caso de que no lo tengan- o ampliar la cobertura del que tienen actualmente.



Un buen ejemplo de la importancia de los seguros fue el Huracán Gilberto, que devastó Cancún el 14 de septiembre de 1988, dice Ricardo Segura, presidente de la Asociación Mexicana de Ajustadores de Seguros (AMASAC).El ciclón afectó severamente toda la región, dañándose de forma importante el aeropuerto, hoteles, marina, comercios e incluso las casas habitación.



A decir de Segura, el mercado asegurador respondió de manera inmediata: para finales de ese año ya había indemnizado un alto porcentaje de daños, y se cubrió el total de las reclamaciones en los primeros meses de 1989. Fueron miles de millones de dólares los que las aseguradoras pagaron, y ese fue un factor determinante para que no colapsara el crecimiento de lo que hoy es el destino turístico más importante de México.



Otro ejemplo lo tenemos en una empresa del ramo textil ubicada en la zona de Vallejo, en la Ciudad de México. “Una lluvia atípica ocasionó que parte del techo de la boga se viniera abajo y se mojaran telas que estaban listas para la venta”, relata José Luis Romero Caballero, director general de la Aseguradora Interacciones.



Las empresas textiles, explica el especialista, principalmente se amparan por riesgos de incendio, por lo que tenía una póliza de seguros que contaba con una baja cobertura para riesgos hidrometeorlógicos, suficiente para reparar el techo y cubrir la mercancía dañada, pero si la afectación al techo hubiera sido superior, se hubiera dañado toda la mercancía, así como las materias primas para la producción de las telas, y el seguro no hubiera sido capaz de resarcir el daño.



El incendio es de los riesgos que más preocupa a las empresas en México, de acuerdo con especialistas en materia de seguros. Pero no es el único, los robos, daños a terceros y fenómenos naturales como terremotos, huracanes y tormentas también tienen un alto grado de importancia para los empresarios.



En el caso de la empresa textil, el dueño reforzó el techo de la bodega después del siniestro, y adquirió un complemento a su póliza para amparar una suma asegurada mayor en riesgos hidrometeorológicos. Aún sigue funcionando, pero al ocurrir el siniestro estaba en una situación económica muy difícil. Haber tenido que hacer frente al siniestro sin un seguro le hubiera significado la quiebra.



Incumplimientos de las aseguradoras



En México, 19 millones de adultos cuentan con algún tipo de seguro, mientras que 47 millones (76 por ciento) no tiene póliza alguna, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera (ENIF) 2015. Las razones principales por las que no tienen una protección es porque son muy caros, desconocen los productos o cómo funcionan, y porque consideran que no son necesarios.



Sin embargo, también se debe tener cuidado al momento de contratar uno. La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) recibió 10,180 reclamaciones contra el sector asegurador en el primer trimestre de 2017 –un 16 por ciento más que en el mismo periodo del 2016- y al calificar dos productos de las aseguradoras, sólo cuatro compañías aprobaron.



● Seguro de vida individual



De acuerdo con la Supervisión del sector seguros 2017, en el producto seguro de vida individual, las 13 aseguradoras evaluadas participan con el 96.2 por ciento del mercado de seguros de vida, con un valor de 120 mil millones de pesos en primas emitidas –precio que los asegurados pagan por las coberturas de riesgos.



Las que aprobaron representan sólo el 8.2 por ciento. Obtuvieron una calificación promedio de 4.8 sobre un máximo de 10 y sólo Inbursa, Allianz y Atlas aprobaron con 7.3, 7.1 y 6.2 respectivamente.



Principales incumplimientos:



-La solicitud contiene abreviaturas no explicadas.



-En la carátula de la póliza, condiciones generales y página web, no contiene abreviaturas explicadas.



-No contiene los datos de localización de la Condusef, para efectos de una posible queja.



-Las condiciones generales no contienen información para la terminación anticipada del contrato.



-La publicidad utilizada es engañosa, al hacer referencias no acreditadas de que son el mejor producto o que tienen los mayores beneficios adicionales del mercado.



● Supervisión del seguro de auto residente



En el producto seguro de auto residente, las 12 aseguradoras evaluadas participan con el 17 por ciento del mercado, en función del valor de las primas al cierre del primer trimestre de 2017.



Las aseguradoras obtuvieron una calificación promedio de 3.8 sobre 10. La única que aprobó fue Tokio Marine, con 7.6 y una participación del mercado de 4.9 por ciento. Se emitirán 17 sanciones a las instituciones que incumplieron a las Disposiciones de sanas prácticas y transparencia.



Principales incumplimientos:



-Contiene abreviaturas no explicadas.



-No contiene los datos de localización de la Condusef.



-No indica el plazo para el pago de la indemnización.



-No contiene los requisitos y restricciones de contratación.



-No cumplen con la publicación del manual de conducta de los ajustadores de seguros.



Que las aseguradoras no te den gato por liebre



Para brindar una mayor transparencia y claridad en los productos de seguros, la Condusef creó el Registro de Contratos de Adhesión de Seguros (Recas), portal que permite conocer los contratos de los productos y servicios ofertados por las aseguradoras.



En este portal , los usuarios pueden localizar el seguro que adquirió o conocer las condiciones generales de una póliza antes de adquirirla, sus coberturas, exclusiones, así como las diferentes coberturas y características de los productos.



Recomendaciones para antes y después de contratar un seguro



-Antes de contratar un seguro, compara entre las opciones que hay en el mercado, el Recas es una excelente herramienta para consultar diversos contratos de un mismo tipo que ofrecen diferentes aseguradoras.



-Antes de firmar un contrato, lee cuidadosamente para conocer las características del producto, términos y condiciones, coberturas, exclusiones, deducibles, entre otras características.



-Lee detenidamente la documentación de la póliza o contrato y verifica que las condiciones ofertadas concuerden con las pactadas.



-Identifica los datos de contacto de las oficinas, sucursales o de la Unidad Especializada de Atención a Usuarios de la institución para efectos de aclaraciones o reclamaciones.



-Paga puntualmente tu póliza y si lo tienes domiciliado, cerciórate de que el cobro se haya realizado.



-Tienes derecho de terminar el contrato de adhesión cuando tú quieras, siempre y cuando cumplas con las condiciones, requisitos y procedimientos señalados en el contrato.



-El agente de seguros, además de que debe estar autorizado, tiene la obligación de explicarte y aclararte cualquier duda sobre el producto que deseas contratar.



-Al momento del siniestro, llama inmediatamente a tu compañía de seguros.



-En caso de incumplimiento de contrato, si no estás satisfecho con tu seguro o tienes dudas puedes contactar a la Condusef: 53 40 09 99 / 01 800 999 80 80 / [email protected].



Suscríbete al newsletter aquí.

 





Suscríbete a El Fiscoanalista (novedades y jurisprudencias en materia fiscal y laboral) y a nuestro canal de YouTube.



Te puede interesar

Mejores formas de proteger tu auto

Forex con señales: ¿Es recomendable seguir los movimientos de otra persona?

Estas prácticas indebidas detectó el IMSS en los pagos por habitación y alimentación

¿Cómo evaluar y cuidar la salud financiera de una empresa?