El Contribuyente
Síguenos
empty

Así puedes reducir tus impuestos y ayudar a la sociedad

Los estímulos fiscales tienen entre sus objetivos un fin social o algún apoyo al contribuyente.



15 agosto, 2017



En el tema de recaudación de impuestos es difícil pensar que una actividad pudiera otorgar –en el corto plazo– beneficios tanto a empresarios como a la sociedad. Por eso es importante hablar sobre los estímulos fiscales que pueden ejercerse desde el sector empresarial.

 

Estos son una forma de dar una herramienta al empresario de colaborar desde su propia trinchera en ciertos temas de importancia social. Los estímulos se ejercen al invertir capital en algún proyecto y causa, y acreditar dicha inversión, tras de los cuales el empresario puede tener ciertos beneficios a su favor a la hora de pagar impuestos. Como si fuera un premio por apoyar a la sociedad.
 

Dichos beneficios pueden ir desde no pagar temporalmente impuestos específicos hasta la reducción de tasas de interés, ser privilegiados a la hora de los pagos del impuesto sobre la renta o del IVA, o incentivos para invertir en ciertos rubros o por contratación de mano de obra.

A continuación explicamos cómo se pueden ejercer algunos de ellos y cuál es el beneficio que tu empresa puede obtener.

 

Estímulo por apoyo a la ciencia

Para incentivar la coordinación entre científicos y el sector empresarial, se ofrece un estímulo en la forma de un crédito fiscal de 30 por ciento de los gastos e inversiones realizados en investigación y desarrollo tecnológico, el cual se resta del próximo pago del IRS de la empresa. Este estímulo es importante ya que la coordinación ha sido baja usualmente entre empresarios e investigadores, siendo casi siempre gobierno quien suele invertir en ciencia.

 

Estímulo por apoyo a las artes

El Efiartes permite a los particulares (personas físicas y morales) aportar recursos a un proyecto de inversión y disminuir el monto del pago de su impuesto sobre el ISR causado en el ejercicio. El monto de la aportación no puede ser mayor de 2 millones de pesos por contribuyente aportante. Además, existe una manera de apoyar al cine mexicano.

 

Estímulo por emplear a los adultos mayores

Este es aplicable a las personas físicas y morales que contraten a personas de 65 años y más, y consiste en deducir de los ingresos acumulables, un monto equivalente al 25% del salario que sirvió de base para calcular las retenciones de ISR que se pague a adultos mayores.

 

Estímulo por contratar a personas con discapacidad

Este estímulo consiste en deducir un monto equivalente al 100% del impuesto sobre la renta de las personas con discapacidad (desde motriz, mental, auditiva, ciegos) al inscribir a los trabajadores al IMSS y obtener constancia de su incapacidad.

 

Ejercer estos estímulos puede ayudar a que tu empresa resulte relevante al volverse socialmente responsable, lo cual pudiera darle una buena reputación. Además que estos no te generan ningún presupuesto extra, ya que se deducen de tus obligaciones por ley.
 

Suscríbete al newsletter aquí.

 

 





Suscríbete a El Fiscoanalista (novedades y jurisprudencias en materia fiscal y laboral) y a nuestro canal de YouTube.



Te puede interesar
Esquemas reportables serían como revelar secretos de confesión de los sacerdotes AmCham México

¿En qué casos el SAT puede romper el secreto fiscal?

Salinas-Pliego-empresarios

Salinas Pliego critica al SAT pedir que paguen impuestos y no tener citas

Cuidado: Estas malas prácticas usan los notificadores del SAT

Recomiendan uso de “Validador de RFC” para la factura 4.0