El Contribuyente
Síguenos
empty

Lo que hace la empresa del hermano ‘no incómodo’ de Elon Musk, fundador de Tesla

Con Square Roots planea revolucionar la manera en que se producen alimentos en las ciudades.




19 julio, 2017

Los proyectos de Elon Musk, el fundador de la compañía de autos eléctricos Tesla, parecen salidos de las portadas de los años cuarenta de revistas como Popular Science. Es un consumidor de novelas de ciencia ficción y fantasía, lo cual se hace evidente con otras de sus compañías como Hyperloop y Neuralink.

 

Lo que tal vez muchos no sepan es que tiene un hermano menor al que le lleva un año. Nació en 1972 y se llama Kimbal Musk. Al igual que Elon es un emprendedor, pero su enfoque ha sido más hacia la social. Pero eso vino después, en los noventa creó una compañía con su hermano que terminaron vendiendo a Compaq por 300 millones de dólares.

Después de estudiar en el French Culinary Institute de Nueva York y abrir algunos restaurantes (The Kitchen y Next Door), en 2012 creó el proyecto The Kitchen Community, una organización sin fines de lucro. Su misión es crear ‘Learning Gardens’, espacios en las escuelas donde se enseña a los niños sobre los beneficios de la comida nutritiva, así como a tener buenos hábitos. Al momento llegan a 100 mil estudiantes en Estados Unidos y planean llegar a un millón para 2020.

Pero eso no es todo, de acuerdo con Business Insider, Kimbal tiene la idea de revolucionar la manera en que comemos a través de una ‘real food revolution’. Es decir, comida real, sabores reales. El año pasado fundó junto con otro socio Square Roots, una incubadora de huertos urbanos verticales (sí, muy hipster).

La idea es que los emprendedores creen startups en sus ciudades con estas características a partir de lo que ofrece Square Roots en su Urban Farming Campus. Hasta ahora han aplicado 500 y 10 han sido seleccionados para ser parte de esta nueva manera de producir alimentos en las urbes.

El sistema de Square Roots utiliza contenedores que usan agua reciclada e iluminación a través de LEDs como sustituto de la luz solar (algo que implica un gasto nada pro ambiental de electricidad, por cierto). Mediante el uso de tecnología hidropónica y un clima controlado se producen alimentos locales (por si dudaban de lo hipster). Aquellos que son aceptados en el programa de 13 meses aprenden bajo cuatro conceptos: siembra, negocio, comunidad y liderazgo.

La buena noticia es que no se trata de una moda ‘foodie’ de Brooklyn, pues la compañía tiene como meta expandirse a 20 ciudades para 2020 y la CDMX podría ser candidata. Una de estas granjas podría ser proveedora de restaurantes en colonias como la Roma, la Nápoles o la Condes. Monterrey también se antoja como una opción.

NEWSLETTER

nuestro boletín semanal gratuito

Suscríbete al newsletter aquí.

 




Suscríbete a El Fiscoanalista (novedades y jurisprudencias en materia fiscal y laboral) y a nuestro canal de YouTube.



Te puede interesar

¿Qué hago si un funcionario del SAT incurre en una mala práctica?

Por alza en impuestos, casinos de Nuevo León recaudan menos

Esquemas reportables serían como revelar secretos de confesión de los sacerdotes AmCham México

¿En qué casos el SAT puede romper el secreto fiscal?

Salinas-Pliego-empresarios

Salinas Pliego critica al SAT pedir que paguen impuestos y no tener citas