El Contribuyente
Síguenos
empty

Las cifras del desfalco de Javier Duarte en Veracruz

18 abril, 2017

El desvío de fondos fue calificado de histórico por la Auditoría Superior de la Federación.


Según la Auditoría Superior de la Federación (ASF), durante el gobierno de Javier Duarte en Veracruz, hubo irregularidades en el manejo de los recursos federales por 44,839.1 millones de pesos. La mayor parte de estos recursos se manejaron ilegalmente entre 2014 y 2015.
Según Excélsior, de este desvío de recursos, que la Auditoría calificó de histórico, aún falta que se restituyan a las arcas federales 28,301.8 millones de pesos; es decir, 63% del total del dinero desviado entre 2011 y 2015. De 2001 a 2015 (considerando el sexenio del antecesor de Duarte, Fidel Herrera, y la mitad del anterior a éste, de Miguel Alemán Velasco) faltan por recuperar y aclarar 28,452.4 millones de peso; es decir, 99.4% corresponde a la administración de Duarte.

Con el inicio de la gestión de Duarte –hoy preso en Guatemala– se disparó la cantidad de recursos usados irregularmente. Sólo en su primer año de gobierno la ASF detectó 6,735.6 millones de pesos manejados de manera irregular. Durante el segundo año se detectaron irregularidades por 7,682.7 millones; en 2013, por 9,618.3 millones; en 2014 por 10,795.5 millones; y en 2015, por 10,007 millones. El monto máximo de irregularidades de su predecesor, Fidel Herrera, fue de 4,240.9 millones.

¿En qué se usaron los recursos?
Según el periodista Raymundo Riva Palacio, Duarte se jactó de inyectar 1,000 millones de pesos a la campaña del candidato del PRI, Héctor Yunes. El ex candidato lo niega. También dijo haber metido recursos a Chiapas; entregó 40 millones de pesos en efectivo al hoy gobernador Manuel Velasco, para la nómina del órgano electoral estatal. También presumió haber suspendido pagos a la burocracia del gobierno para financiar elecciones a petición de funcionarios federales. Incluso, dice el periodista, el ex gobernador de Veracruz se jactaba de haberle regalado nada menos que un Ferrari al presidente, Enrique Peña Nieto, por lo que estaba seguro de que nada le pasaría.

Por su parte, Peña Nieto dijo el día de ayer que la detención del ex gobernador de Veracruz es “un mensaje firme y contundente contra la impunidad”.

 



No hemos podido validar su suscripción.
Se ha realizado su suscripción.

El Fiscoanalista

Todos los lunes recibe gratis la información que todo experto fiscal necesita.

Te enviaremos un mail de confirmación



¿Qué opinas?