El Contribuyente
Síguenos
empty

Preocupa a Moody's deuda de Pemex

La calificadora bajó la calificación de la empresa y puso en perspectiva negativa al país, pues la situación financiera de la empresa petrolera “puede tener un efecto de contagio” en las finanzas públicas.




1 abril, 2016

La calificadora Moody’s rebajó dos peldaños el nivel de calificación de Pemex, de Baa1 a Baa3 (solo un grado arriba del nivel especulativo o “basura”) y puso en perspectiva negativa la calificación de México.

Moody’s anunció que esto se debe al estado en que se encuentran las finanzas de la petrolera mexicana, tanto por la caída en la producción, como los bajos precios del petróleo y el alto endeudamiento.

Esto puede tener un efecto contagio sobre las finanzas del gobierno, debido al plan de respaldo a la empresa productiva del Estado, advirtió la calificadora.

“Un crecimiento más difícil para consolidar las cuentas fiscales y el plan para estabilizar las finanzas de Pemex, que de no cumplirse contaminaría las finanzas públicas”, declaró Jaime Reusche, responsable en Moody’s de la calificación de México.

Aclaró que ven una posibilidad del 33% de que se cumpla la perspectiva negativa, y Moody’s rebaje la calificación crediticia de México.

México tiene una calificación crediticia “A3”. Entre las economías grandes de Latinoamérica, sólo Chile tiene una calificación más alta (Aa3), mientras Perú tiene el mismo grado crediticio que nuestro país.

Otros países de la región tienen calificaciones crediticias más bajas, que van desde  “Baa2” de Colombia, hasta la “Caa3” de Venezuela que significa un muy alto riesgo de impago (incluso por debajo de la calificación Caa2 que tiene Cuba).

Entre los países que ostentan el grado de calificación “Aaa”, es decir el más alto posible que garantiza que pagarán sus deudas, están Singapur, Alemania, Luxemburgo y Suecia.

El gobierno mexicano confió en que nuestro país mantendrá estable la calificación crediticia, y negó que el apoyo a Pemex signifique una presión para las finanzas públicas.

“Lo que ellos tienen es una perspectiva negativa en tanto se termina de implementar y se materializan estas decisiones”. Nosotros consideramos que más bien la perspectiva es positiva en tanto que se han tomado las medidas adecuadas”, expresó Luis Madrazo, jefe de la Unidad de Planeación Econímica de Hacienda.

Luego de mantenerse estable en el nivel Baa1 durante 11 años, entre 2003 y 2014, y desde abril de ese año a noviembre pasado en un máximo de A3, la calificación de la petrolera mexicana descendió tres peldaños en poco más de cuatro meses, dejándola en Baa3, la última con grado de inversión en la clasificación de Moody's (con información de Expansión de España, El Financiero y El Heraldo de San Luís Potosí).





Suscríbete a El Fiscoanalista (novedades y jurisprudencias en materia fiscal y laboral) y a nuestro canal de YouTube.



Te puede interesar

¿Qué hago si un funcionario del SAT incurre en una mala práctica?

Por alza en impuestos, casinos de Nuevo León recaudan menos

Esquemas reportables serían como revelar secretos de confesión de los sacerdotes AmCham México

¿En qué casos el SAT puede romper el secreto fiscal?

Salinas-Pliego-empresarios

Salinas Pliego critica al SAT pedir que paguen impuestos y no tener citas