El Contribuyente
Síguenos
empty

Cuidado: el SAT puede considerar un préstamo como ingreso

El fisco puede considerar que un préstamo de dinero es un ingreso que se debe acumular para efectos de la Ley del ISR


¿Cómo demuestro al SAT que los traspasos entre mis cuentas bancarias no son ingresos?
(Imagen: El Contribuyente)
16 noviembre, 2022



En materia fiscal, los contribuyentes pueden cometer errores que se traducen en inconsistencias para el Servicio de Administración Tributaria (SAT). Entre los errores más comunes, uno tiene que ver con los préstamos de dinero.

Depósitos sin acreditar de manera legal su origen

Uno de los errores más comunes que detecta el SAT cuando realiza una auditoría o cuando recibe los reportes de las instituciones de crédito, respecto de los estados de cuenta bancarios, es que existen depósitos de los cuales no se puede acreditar de manera legal su origen, de acuerdo con un artículo de Ranero Abogados, publicado en blog El Conta,

El artículo indica que lo anterior puede dar lugar a lo siguiente:

  1. Un crédito fiscal.
  2. La posible comisión de un delito.
  3. El bloqueo de una cuenta bancaria.

Préstamos de dinero

Desde la óptica del derecho fiscal, el artículo señala que el tema de prestar dinero toma una relevancia muy importante. Esto se debe a que dependiendo de las características del préstamo, el SAT puede considerar que un préstamo de dinero es un ingreso que se debe acumular para efectos de la Ley del Impuesto sobre la Renta (Ley del ISR).

En el artículo se explica que el SAT y la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) han estado intensificando sus actividades de supervisión. Esto se debe a que existe un sector de contribuyentes y no contribuyentes, que realizan actos que se consideran como una posible “simulación de préstamos”, con el fin de evitar el pago de impuestos.

Actividades en las que el SAT presume que puede haber ingresos

El artículo indica que entre las actividades que el SAT presume que puede haber ingresos acumulables, y por lo tanto exigir el pago del impuesto correspondiente, entre otras, se encuentran las siguientes:

  1. Depósitos bancarios que no concuerdan con las declaraciones de impuestos, ya sean mensuales o anuales.
  2. Préstamos entre sociedades que sean partes relacionadas, que no tengan respaldadas las entregas de dinero a través de contratos de mutuo o cuenta corriente, correctamente formalizados, y en los que no se paguen interés a tasas de mercado.
  3. Depósitos de dinero en instituciones financieras a nombre de personas que no están dadas de alta ante el SAT.
  4. Ingresos por herencias, préstamos o donaciones que en lo individual o en su conjunto excedan dentro de un mismo ejercicio fiscal, el monto de 600,000 pesos, y que no sean declarados en los tiempos y formas establecidos por el SAT. Esto sólo aplica para personas físicas y su fundamento legal es el artículo 90, segundo párrafo, de la Ley del ISR.
  5. Aportaciones de capital o préstamos de accionistas que no se encuentren legalmente documentadas conforme a la ley.
  6. Contratos de mutuo entre parientes o amistades, que se transfieran vía bancaria, o mediante el uso de tarjetas de crédito o débito, y no se documente ni acredite fehacientemente el origen del ingreso.

– Con información de Ranero Abogados, publicada en El Conta.

Te puede interesar

¿Puedo construir mi casa en un terreno ejidal con un crédito del Infonavit?

¿Es excesiva la información que pide el SAT para devolver impuestos?






Suscríbete a El Fiscoanalista (novedades y jurisprudencias en materia fiscal y laboral) y a nuestro canal de YouTube.



Te puede interesar

AMLO espera que salario mínimo aumente 20%

Oficina del SAT

Habilitan Oficina Móvil del SAT en Monterrey

SCJN elimina la prisión preventiva oficiosa para los delitos fiscales

El SAT oficializa prórroga para el uso obligatorio del complemento “carta porte”

El SAT anuncia prórroga para el CFDI 4.0 y carta porte