El Contribuyente
Síguenos
empty

Senado aprueba reforma para que sea más fácil cerrar una empresa

Con esta modificación, quienes deseen disolver las sociedades mercantiles podrán hacerlo sin pagar.




27 octubre, 2017

Tras varios años de indecisión, Martha decidió que no lo pensaría más y por fin abriría su negocio. La mujer de 35 años se asoció con una amiga y ambas constituyeron una empresa. Sin embargo, después de los dos primeros años, las dos se percataron de que tenían ideas muy distintas sobre el rumbo que debía tomar su proyecto y decidieron que cada quién continuaría por su lado.

Lo que pensaron que sería el fin de un problema, en realidad fue el inicio de una larga lista de obstáculos, pues cerrar una empresa no es tan sencillo como se cree. De hecho, es más complicado incluso que abrirla: en este último proceso, se puede invertir alrededor de una semana nada más (y cerca de 15 mil pesos); en cambio, disolver una sociedad mercantil puede implicar uno o dos años y puede costar hasta 40 o 50 mil pesos, según expertos.

Ahora, este gris panorama (supuestamente) cambiará.Ayer el Senado aprobó una reforma a la Ley General de Sociedades Mercantiles que, en teoría, modificará el calvario de trámites y gastos que implica cerrar una empresa. Actualmente, los empresarios que deseen disolver su compañía tienen que declarar la disolución de la sociedad, liquidar sus obligaciones, dar aviso al SAT, formalizar la liquidación de nómina y venta de activos y publicar sus estados financieros. Según los cambios a la ley, este proceso se simplificará y, lo más importante, será totalmente gratuito.

Según el senador Ricardo Urzúa Rivera, del PRI, durante los últimos 4 años, en México se constituyeron más de 324 mil empresas pero alrededor del 40 por ciento no funcionó y no se ha podido disolver por los gastos y el tiempo que implica hacerlo. El INEGI, por su parte, eleva la cifra de compañías que mueren jóvenes: según el instituto, 7 de cada 10 empresas dejan de funcionar antes de cumplir cinco años de vida.

Sin embargo, este proceso simplificado no es para todos. Hay requisitos que cumplir. Todos los socios deben ser personas físicas y obviamente tienen que estar al corriente en sus pagos de seguridad social, laborales y fiscales.Otro de los requisitos es que la empresa no hayan tenido operaciones ni facturado durante los dos últimos años. Así que aunque el proceso ahora se simplifique, disolver un negocio rápidamente seguirá siendo sólo un sueño, pues al menos hay que esperar 24 meses para poder iniciar el proceso sencillo y gratuito aceptado por los legisladores.

Suscríbete al newsletter aquí.

Visita nuestro canal de YouTube.





Suscríbete a El Fiscoanalista (novedades y jurisprudencias en materia fiscal y laboral) y a nuestro canal de YouTube.



Te puede interesar

Esto es lo que podemos esperar de los bancos centrales los próximos meses

El SAT publicó un manual para el reparto de utilidades o PTU

¿Qué países tienen reparto de utilidades o PTU?

Consejos para ahorrar para estas vacaciones de verano

¿Qué beneficios se tienen al ir de intercambio en la carrera de Artes Visuales?