El Contribuyente
Síguenos
empty

¿Desconoces tu RFC? Así puedes obtenerlo en el portal del SAT

Los contribuyentes pueden consultar con su CURP en la página del SAT, la clave de RFC que les fue asignada


El Contribuyente
19 octubre, 2022



El Registro Federal de Contribuyentes (RFC) es la base de datos en la que se inscriben personas físicas y empresas para pagar impuestos por las actividades económicas que realizan.

Quienes se inscriben ante el fisco reciben una clave alfanumérica única con la que se identifican para facturar ingresos o gastos y realizar ciertos trámites.

Con las modificaciones al Comprobante Fiscal Digital por Internet 4.0 o factura electrónica, es común que a cualquier persona física en cualquier trámite le soliciten su RFC con homoclave. Y aunque la persona desconozca su clave, es muy probable que ya te tenga asignada por el Servicio de Administración Tributaria (SAT).

Para verificarlo, los contribuyentes pueden acceder a la página del SAT, observando los siguientes pasos:

  1. Ingresar a la página del SAT y dar clic en “Ver más”
  2.  Seleccionar en Validación del RFC” la opción “Consulta tu clave de RFC mediante CURP”
  3. Presionar el botón “EJECUTAR EN LÍNEA”
  4. Anotar los datos requeridos por el sistema
  5. Como se aprecia con este procedimiento el contribuyente puede consultar conforme a los datos oficiales cuál es su RFC asignado por la autoridad. No obstante, de requerir un documento oficial y no cuenta con la “Contraseña” o “efirma” debe solicitar su constancia del RFC por medio de SATID:  https://satid.sat.gob.mx/.
Contar con RFC te servirá para adquirir diversos productos financieros, hacer crecer tu negocio, o bien para acceder a programas de bienestar social. Sin embargo, la principal función del RFC radica en que las personas paguen impuestos, lo cual se traduce en múltiples beneficios personales y públicos.

Con el pago de esos impuestos tienes derecho a varios beneficios sociales, entre ellos los siguientes:

  • Recibir servicios médicos, como atención en caso de enfermedad o maternidad, seguro por invalidez y riesgos de trabajo, cobertura en vida, vejez y cesantía, a través del sistema de salud público en el que estés inscrito, sea ISSSTE O IMSS.
  • La gestión de una Administradora de Fondos para el Retiro (AFORE), la cual se encarga de administrar los fondos para el retiro de los trabajadores incorporados al SAT. Lo hace a través de cuentas personales que asigna a cada trabajador, en las que se depositan las aportaciones hechas a lo largo de su vida laboral.
  • Al estar registrados en el SAT, los contribuyentes tienen acceso a guarderías del Estado para sus hijos a costos de bajo valor o gratuitos, y con la confianza de que recibirán educación, alimentación y cuidados.
  • Créditos a la vivienda a través del Infonavit, cuya principal función es proporcionar a los trabajadores créditos hipotecarios y no hipotecarios relacionados con la vivienda.

De no contar con un RFC no tendrás acceso a ninguno de estos beneficios y, peor aún, habrá sanciones de diverso grado y alcance, al estar realizando actividades económicas fuera de la ley.






Suscríbete a El Fiscoanalista (novedades y jurisprudencias en materia fiscal y laboral) y a nuestro canal de YouTube.



Te puede interesar

AMLO espera que salario mínimo aumente 20%

Oficina del SAT

Habilitan Oficina Móvil del SAT en Monterrey

SCJN elimina la prisión preventiva oficiosa para los delitos fiscales

El SAT oficializa prórroga para el uso obligatorio del complemento “carta porte”

El SAT anuncia prórroga para el CFDI 4.0 y carta porte