El Contribuyente
Síguenos
empty

La autoridad podría beneficiar a soplones fiscales con una lotería fiscal

Una propuesta de las reformas fiscales para 2020 incluye la creación de la figura del tercero colaborador fiscal. Te decimos de qué se trata y cuáles serían sus facultades.



¿Qué es el tercero colaborador fiscal que quiere crear el SAT?
(Imagen: Shutterstock)
1 octubre, 2019

Uno de los cambios fiscales para 2020 es la creación del “Título Sexto. De la Revelación de Esquemas Reportables”, en el Código Fiscal de la Federación (CFF). El Título Sexto pretende obligar a los asesores fiscales a reportar, al Servicio de Administración Tributaria (SAT), el trabajo que genere beneficios fiscales a los contribuyentes.

Esto significa que tendrán que informar a la autoridad fiscal en qué consisten las estrategias y asesorías que disminuyen utilidades y generan un beneficio fiscal a sus clientes. Con esta información, el SAT evaluará las estrategias y decidirá un criterio para determinar si deben hacerse o no auditorías.

Pero además de estos “informantes”, el SAT podría estar buscando otra figura similar con el tercero colaborador fiscal.

¿Qué es el tercero colaborador fiscal?

Una de las propuestas de reforma fiscal para 2020 es la adición del artículo 69-B Ter al Código Fiscal de la Federación (CFF). Este artículo establecería que las autoridades fiscales pueden recibir y usar información que proporcionen los terceros colaboradores fiscales para investigar y sancionar facturas falsas.

El tercero colaborador fiscal es alguien que “no ha participado en la expedición, adquisición o enajenación de comprobantes fiscales que amparen operaciones inexistentes, pero que cuenta con información que no obre en poder de la autoridad fiscal, relativa a contribuyentes que han incurrido en tales conductas y que voluntariamente proporcione a la autoridad fiscal los datos de los que pueda disponer legalmente y que sea suficiente para acreditar dicha situación”.

Cuando los terceros den esta información a la autoridad, se mantendrá en secreto su identidad y tendrán acceso a loterías fiscales.

¿Qué es la lotería fiscal?

Esta no es la primera lotería fiscal implementada por la autoridad fiscal, pues durante varios años consecutivos se ha usado este mecanismo en el Buen Fin. En este caso, la dinámica ha consistido en que las personas físicas que realicen compras durante el evento, siempre que hayan hecho el pago por un medio electróncio, podrán recibir el reembolso de su compra.

El objetivo es incentivar a los contribuyentes a usar medios electrónicos de pago, lo que ayuda al SAT a contar con herramientas de fiscalización. De hecho, un transitorio del CFF menciona que mecanismos como la lotería fiscal están pensados para mejorar la cultura tributaria.

Sin embargo, no es claro cómo podría funcionar en el caso del tercero colaborador fiscal. El artículo 33-B, que da al SAT la facultad de celebrar la lotería fiscal, dice que los sorteos se llevarán a cabo de conformidad con las bases específicas de cada sorteo. Hasta el momento no han sido publicadas las bases para este sorteo.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

¿La reforma 2020 es terrorismo fiscal? SAT y Procuraduría Fiscal dicen que no


NEWSLETTER

nuestro boletín semanal gratuito

Suscríbete a El Fiscoanalista (novedades y jurisprudencias en materia comercial, fiscal y laboral), la Agenda Inteligente (las noticias de negocios más relevantes) y a nuestro canal de YouTube.





Suscríbete a El Fiscoanalista (novedades y jurisprudencias en materia fiscal y laboral) y a nuestro canal de YouTube.



Te puede interesar
El reporte al Buró de Crédito por el SAT es por el total aunque sólo se atrase una mensualidad

El ajuste mensual del subsidio al empleo se requiere para la deducción de salarios

Cuestionan fiscalistas legalidad de cesión de terreno a empresa de Samuel García

El subsidio para el empleo se debería actualizar como las tarifas del ISR Colegio de Contadores

¿Cómo realizar el ajuste del subsidio para el empleo con los cambios de 2024?

Los gastos funerarios son deducibles aunque se paguen en efectivo

¿Cuándo conviene la ‘deducción ciega’ en arrendamiento y qué ocurre con el RESICO?