El Contribuyente
Síguenos
empty

Malgastan universidades públicas presupuesto

Comisiones, aviadores y prestaciones se comen 1,479 mdp de los recursos de escuelas superiores. En Colima, la universidad contrató personal con cédulas profesionales sin registro, mientras que la de Coahuila pagó 14 mdp a 54 trabajadores no localizados por la ASF.



7 marzo, 2016



Las universidades de los estados incurren en diversas irregularidades en el gasto de sus respectivos presupuestos, de acuerdo con hallazgos de la Auditoría Superior de la Federación (ASF).

Las universidades de Baja California, Baja California Sur, Colima, Guadalajara, Sonora, Michoacán, Veracruz, Coahuila, Guerrero y Zacatecas realizaron pagos irregulares que suman 1,479 millones de pesos. Éstos deben ser aclarados o regresados a la Tesorería de la Federación, advierte la Auditoría.

Entre los pagos que minan el presupuesto para la educación superior, la ASF enlistó los sueldos de comisionados, aviadores, así como  prestaciones excesivas y contratación de trabajadores que no cumplen con el perfil.

Esas irregularidades sólo son en los recursos que el gobierno federal le entrega a las universidades, que son los únicos que revisa la Auditoría.

Los recursos etiquetados como “Subsidios Federales para Organismos Descentralizados Estatales de Educación Superior” y las universidades se destinan principalmente a servicios personales, materiales y suministros, servicios generales, subsidios y otras ayudas.

Uno de los casos que detectó la Auditoría fue el de la Universidad Autónoma de Coahuila, que utilizó 14 mdp para pagar el salario de 54 trabajadores que no se encontraban en su lugar de adscripción.

La institución no presentó documentación para explicar la ausencia, por lo que debe justificar la erogación de recursos o regresarlos.

Mientras que las universidades Autónoma de Baja California, Autónoma de Baja California Sur, de Guadalajara, de Sonora, Michoacana de San Nicolás de Hidalgo, Veracruzana y Autónoma de Guerrero contrataron personal que no cumplía con el perfil académico para ocupar sus puestos.

La Universidad de Colima sí presentó cédulas profesionales del personal para justificar la preparación académica del personal contratado, pero la ASF descubrió que no se encuentran registradas en Registro Nacional de Profesionistas de la Secretaría de Educación Pública” (con información de Animal Político).





Suscríbete a El Fiscoanalista (novedades y jurisprudencias en materia fiscal y laboral) y a nuestro canal de YouTube.



Te puede interesar

¿Qué hago si un funcionario del SAT incurre en una mala práctica?

Por alza en impuestos, casinos de Nuevo León recaudan menos

Esquemas reportables serían como revelar secretos de confesión de los sacerdotes AmCham México

¿En qué casos el SAT puede romper el secreto fiscal?

Salinas-Pliego-empresarios

Salinas Pliego critica al SAT pedir que paguen impuestos y no tener citas